fbpx

19.01.2018

¿Su oficina sufre de estrés? Descubra cómo solucionarlo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Todas las empresas deben velar el bienestar de sus empleados en el entorno de trabajo en cuanto a políticas, salud, comodidad y seguridad. Las corporativas modernas que se preocupan por su personal cuentan con un entorno moderno de oficina que contiene información transparente, mobiliario de buena calidad, una iluminación adecuada, objetos de prevención de riesgo y un seguro de salud para las personas. Gestionar la salud y la seguridad es conveniente para evitar accidentes y se puede planificas dentro de la misma empresa de forma sencilla.


Se debe evaluar el entorno laboral de bajo riesgo de los empleados, tomando como focos de estudio la funcionalidad de la oficina, calidad del mobiliario, la satisfacción de los empleados y la manera de reducir las enfermedades y el estrés. A pesar de que todos necesitamos un poco de presión para mantenernos motivados, productivos y responder a los deadlines, mucha tensión o por mucho tiempo puede desembocar en estrés, problema que perjudica el rendimiento y puede dañar tanto la salud física como la mental.

Las causas del estrés en los empleados incluyen exceso de trabajo o ninguna tarea (que da la sensación de inutilidad), tareas dirigidas por objetivos en la que no se tiene control asegurado, conflictos personales y laborales o malos tratos en la oficina.

¿Qué se puede hacer?

Cuando perciba un ambiente hostil en la oficina, es hora de tomar medidas. Primero, evalúe las conductas de los empleados, sus deseos, dificultades, y sugerencias por medio de encuestas o reuniones para detectar las causas que ocasionan el estrés, así como para encontrar la solución.

¿Qué factores hay que tener en cuenta?

Para saber si el estrés está presente en su oficina, se deben considerar elementos que den indicios de cómo controlarlo y preparar un plan de acción a corto y largo plazo. Entre estos se encuentran:

  • Cantidad de trabajo: exceso de tareas, patrones laborales y el entorno en la oficina.
  • Control: qué opina el empleado de su trabajo.
  • Soporte: todos los estímulos que pueda ofrecer la compañía que incentive y facilite el trabajo como los recursos informativos, la gestión transparente y las políticas.
  • Relaciones: buen trato entre compañeros y gerentes, promoción e incentivos.
  • Papel y propósitos: conocer si los empleados están satisfechos con sus tareas y roles correspondientes.
  • Gestión: la forma en que se desarrollan los cambios en la organización, así como la comunicación e inclusión del personal ante estos cambios.

Para que el trabajo sea saludable, asegúrese de que la planificación de la oficina se diseñe un lugar seguro para trabajar que incluya muebles ergonómicos, equipos tecnológicos en buenas condiciones, todos los servicios básicos como aseos y comedor y una zona de relajación. Además de ofrecer un seguro de salud que responda con las necesidades de los empleados como a mujeres embarazadas y políticas flexibles para nuevos padres, etc. Esto ayuda a aliviar las tensiones y garantizar un desarrollo laboral satisfactorio. Es importante que se mantenga una revisión constante de las acciones llevadas a cabo para solucionar los conflictos en la oficina y detectar de qué maneras se puede seguir mejorando el bienestar de los empleados.

Fotos: www.officesnapshots.com