fbpx

29.01.2018

Le explicamos por qué las compañías invierten en el diseño de oficina

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

En la actualidad, existen infinitas herramientas de comunicación a distancia como Skype, Facetime y Google Hangouts que permiten a los empleados trabajar en sus casas o reunirse con clientes de manera remota. Sin embargo, esto no implica la desaparición del modelo de oficina tradicional, al contrario, se ha incrementado la importancia de pertenecer a una empresa con oficinas modernas, innovadoras y cómodas. Es por eso que muchas grandes compañías han invertido millones en el diseño y planificación de sus oficinas, ya sean nuevas o si desean realizar una reforma de oficina.

A pesar de que diversas empresas han adaptado la cultura del trabajo remoto ciertos días del mes porque presenta un alivio en el estrés de los empleados y un ahorro de tiempo y dinero a la hora de desplazarse, esto no significa que se pueden prescindir de las oficinas. Las tecnologías permiten realizar trabajos en cualquier lugar y de la misma manera que en las oficinas, pero estar rodeado del equipo para intercambiar ideas y disfrutar de los beneficios que ofrecen las oficinas con el fin de implementar la pertenencia a la empresa y la lealtad.

Hace unos años, los investigadores del emblemático fabricante de muebles, Herman Miller, comenzaron una profunda inmersión en el futuro del lugar de trabajo global impulsado por el deseo de responder preguntas como estas. Las conclusiones de la investigación fueron presentadas en el Dive! Conferencia de innovación celebrada este verano en Rennes, Francia, a la que asistí. El siguiente es un resumen de los descubrimientos más convincentes de la empresa compartidos por Mark Catchlove, Director de Conocimiento e Inteligencia de Herman Miller. Su conclusión primordial es que muchos de nosotros terminaremos trabajando remotamente, pero no todo el tiempo.

Diseñar una oficina moderna con aspectos atractivos y mobiliario ergonómico implica una mejora en la actitud de los empleados. Así como normativas flexibles que permitan el equilibrio entre la vida personal y profesional. Estos son algunos aspectos que descubrió Mark Catchlove, Director de Conocimiento e Inteligencia de Herman Miller, empresa estadounidense fabricante de mobiliario de oficina.

Las personas tienen diversas necesidades que se desarrollan a partir de la cultura, el entorno, la personalidad y experiencias, por lo tanto, tienen aspiraciones básicas en cuanto a la experiencia laboral que, si se satisfacen, aumentan la productividad y felicidad de los empleados. En conjunto con la cultura de la empresa, entre las necesidades de los empleados para estar satisfechos se encuentran:

  • Sentimiento de éxito: Siempre se busca la excelencia, por lo tanto, necesitamos saber que el trabajo que realizamos es relevante y lleva a la consecución de logros, lo que nos da confianza y orgullo.
  • Autonomía: A nadie le gusta que lo persigan para que haga su trabajo, por ello es importante promover los espacios privados y la libertad en las acciones y decisiones que afiancen al empleado.
  • Sentido de pertenencia: La psicología del hombre, desde tiempos antiguos, requiere de estar en contacto con otras personas. Somos seres sociales y, por lo tanto, tener una conexión con compañeros de trabajo crean lazos amistosos del equipo y mejoran la comunicación, la salud y la felicidad de los empleados.
  • Tener un propósito: Es fundamental para todos saber que el trabajo que realizamos es relevante y tiene una importancia significativa para la empresa.
  • Bienestar: Aquí entra la seguridad y el bienestar físico y psicológico. La necesidad de establecer una conexión con los demás, ser respetados y disfrutar de un entorno protegido que se preocupe por la salud de cada persona son elementos indispensables en cualquier oficina.

Se observa que las necesidades humanas son esenciales en la productividad laboral, por eso se deben tomar en cuenta en la planificación de la oficina para asegurarse de dar un apoyo constante a estas características en cuanto a cultura corporativa, imagen y flexibilidad laboral. Diversos estudios demostraron que el trabajo en casa, al menos una vez a la semana, mejora la salud y actitud del empleado, pero no por periodos prolongados ya que se descuida el compañerismo y sentido de pertenencia. Además de que, muchas veces, los empleados no disponen de espacios cómodos en casa para trabajar. La oficina ofrece un espacio donde todos puedan reconectarse y colaborar con entre compañeros.

Es importante mantener la figura de la oficina pero con un giro innovador que vayan acorde con los cambios culturales, el avance de las tecnologías y las necesidades de los trabajadores. Deben tener opciones y decoraciones atractivas que le brinden al personal una colección de entornos en los que moverse.

Y muchas compañías ya han aplicado estas técnicas: Amazon cuenta con esferas de cristal y una oficina llena de árboles para que los brainstorming se realicen en un bosque; Apple lleva 5 millones de dólares de inversión en su nueva sede y Google cuenta con una zona de videojuegos y Lego con un tobogán gigante como escalera. La idea es proporcionarles a todos un ambiente en el que se desenvuelven libremente y del que se sientan orgullosos.

Tampoco tiene que ser excéntrico, incluir una mesa de billar, día de mascotas o sillas colgantes es suficiente para que la oficina tome un giro juvenil y sea más atractivo para todos.

Fotos: www.officesnapshots.com